v23a9

Am. Lat. Hist. Econ., núm. 23, enero-junio, 2005, pp. 95-104. http://alhe.mora.edu.mx/index.php/ALH


 Dossier temático: Acervos documentales de empresas mexicanas

 

El archivo histórico Banamex: su génesis

 

José Antonio Bátiz Vázquez*

 

* Licenciado en Historia por la UNAM, donde también cursó la maestría en Historia de México. Asesor del Archivo Histórico BANAMEX, del que fue su fundador y director por once años. Presidente de la Sociedad Numismática de México. Ha participado en varias obras sobre historia de la banca y la moneda en México.

 


La documentación histórica de los bancos mexicanos ha sido objeto de un interés reciente y creciente. La relevancia del contenido y riqueza de estos acervos ha resultado fundamental para los estudiosos e investigadores dedicados a la historia financiera y empresarial, así como para el conocimiento de diferentes aspectos de la historia económica.

El papel desempeñado por las instituciones bancarias las convierten en un importante intermediario y depósito de información diversa, en un cúmulo y punto de intersección de la información sobre las actividades económicas regionales y nacionales, que lo mismo tienen que ver con individuos particulares, que con empresarios y gobiernos.

Ello destaca y explica la importancia del Archivo Histórico del Banco Nacional de México, único de un banco privado en funciones, abierto a la consulta. Por la antigüedad de la institución crediticia y lo destacado de las funciones desempeñadas durante sus 120 años de vida activa, pero preferentemente en sus primeras décadas, cuando además de fungir como banco comercial ejerció funciones de banco de gobierno, al abrirle una cuenta corriente, emitir billetes de circulación nacional, cobrar impuestos e intervenir en la contratación y servicio de la deuda externa del país, la documentación que conserva es una fuente muy rica para la investigación histórica.1

 

Su contenido y creación

El Banco Nacional de México inició la prestación de sus servicios el 2 de junio de 1884. Se fundó como producto de la fusión de dos bancos más pequeños que venían funcionando en forma independiente desde un par de años atrás: el Banco Nacional Mexicano que contaba con concesión del gobierno y capitales predominantemente de origen francés, y el Banco Mercantil Mexicano, "banco libre" como sus fundadores mismos decían, con mayoría de capital de ciudadanos españoles radicados en México.

Desde su fundación estuvo ubicado en el edificio virreinal que un siglo antes fuera la casa señorial de los condes de San Mateo de Valparaiso y marqueses de Jaral de Berrio.

Esta breve introducción permite identificar los fondos documentales principales que se resguardan en el Archivo Histórico BANAMEX:

a) Los documentos de la creación y el desenvolvimiento de los dos pequeños bancos citados, el Banco Nacional Mexicano y el Banco Mercantil Mexicano, que contienen información de 1881 a 1884.2

b) La documentación generada y recibida por el Banco Nacional de México, de 1884 a la fecha, con especial énfasis en los años del porfiriato y los siguientes, aproximadamente hasta 1930. Adelante se reseñan los tipos documentales más significativos.

e) y la muy rica documentación de origen colonial, referente a los nobles novohispanos que construyeron y habitaron -desde 1884-la casa de BANAMEX, y a sus ascendientes y descendientes. De sus actividades y muy amplias propiedades en la ciudad de México y en los estados de Zacatecas, Guanajuato, Querétaro y México.3

Desde luego, e insistiendo en lo que ya es un lugar común, toda la documentación que ahí se resguarda está en busca (o más bien en espera) de investigadores que le extraigan sus secretos. Su calidad e importancia, y las múltiples facetas que se pueden percibir, convierten a estos documentos en fuente imprescindible de estudio e investigación.

En esta sección resumo la propia historia de este archivo, que inició sus trabajos en marzo de 1991, algo de sus antecedentes, su conformación y su desarrollo en los más de trece años que corren hasta la fecha.

Poco antes de 1980 y para preparar con la suficiente anticipación los festejos del primer centenario del Banco Nacional de México, que los cumpliría (y lo hizo) el 2 de junio de 1984, y con la idea de elaborar una historia institucional que cubriera ese periodo, se conformó un grupo comandado por el periodista y directivo de BANAMEX, licenciado Armando Chávez Camacho, quien tuvo la visión de que se empezara la reunión de documentos antiguos, relevantes para ese propósito, que se hallaban dispersos en muy diversas oficinas y sucursales del banco.

Se inició esa labor a través de la Biblioteca BANAMEX, se concentraron los documentos recibidos en una vieja y pequeña bóveda -que había sido de una joyería-y que estaba en un edificio contiguo al colonial del banco, también de su propiedad, con entrada independiente por la calle de 16 de Septiembre. El material ahí reunido fue la semilla del Archivo Histórico.

Los acontecimientos derivados de la nacionalización o estatalización de la banca, en septiembre de 1982, interrumpieron la tarea, y el grupo que la venía desempeñando prácticamente se desintegró. El primero que salió fue el entonces presidente del Consejo, licenciado Agustín Legorreta Chauvet, cuarto de la dinastía con ese apellido que desde 1915 venía dirigiendo al banco y quien había estado personalmente interesado en el proyecto.

Desde diciembre de 1982 quedó ese material a mi cuidado, por mi formación profesional de historiador y por haber estado con anterioridad ligado al proyecto de la historia de BANAMEX, que se retomó ante la proximidad del centenario. Por diversas razones que sería largo de contar, la obra en cuestión nunca se publicó como se pretendía y sería hasta diez años más tarde cuando se editó una historia resumida y sin las ilustraciones y otras florituras que se habían previsto.4 Lo relevante es que la documentación reunida se conservó y empezó a ordenarse y a utilizarse como fuente de consulta.

Para fines de la década de los ochenta, al ser conocido y consultado el material por algunos investigadores, entre los que destacan el doctor Carlos Marichal y la doctora Leonor Ludlow, se logró interesar al entonces director general del Banco, el reconocido licenciado Antonio Ortiz Mena, para que se conformara oficialmente el Archivo Histórico de BANAMEX.

Se filmaron en diciembre de 1989 sendos convenios con El Colegio de México y con el Archivo General de la Nación, por los que el Banco Nacional de México se comprometió "a poner a disposición de los investigadores el acervo documental reunido y conservado a lo largo de 105 años de vida institucional5 y a difundir el citado acervo.

El banco hizo en ese momento una aportación en efectivo para la constitución de un fideicomiso destinado al otorgamiento de becas y premios a investigadores y para la publicación del Boletín de Fuentes de Historia Económica, que editó primero El Colegio de México y luego el Instituto Mora, ya con su campo de acción y su título más amplio de América Latina en la Historia Económica. Boletín de Fuentes, que se edita hasta el presente. Parte del compromiso de estas instituciones fue orientar al personal de BANAMEX para la organización inicial del Archivo Histórico. El doctor Carlos Marichal coordinó esa tarea, con el apoyo principal del investigador Carlos Rodríguez.

La labor conjunta permitió que -a partir de marzo de 1991-, el Archivo Histórico BANAMEX iniciara formalmente sus servicios de consulta a estudiosos e investigadores tanto de la propia institución como de la comunidad académica, contando ya con una buena base de material documental ordenado, con personal profesional y con un local propio, muy adecuado para su fin, y en el que aún se encuentra una antigua bóveda de efectivo y valores, de gruesas y sólidas paredes, altos techos, con anaquelería metálica y con una bella puerta de acero alemana, de doble combinación, traída al banco en 1903. Se encuentra ubicado en un lugar de privilegio, en el mewnine de la citada mansión colonial.6

El material documental histórico que estaba en el Archivo General del Banco se rescató y ordenó durante 1990 y los primeros meses de 1991, y a partir de ese momento se ha enriquecido principalmente con documentos trasladados de otras instancias del banco: la Secretaría del Consejo de Administración, la Dirección General y los departamentos de Prensa y de Comunicación Interna. Se han recibido también aportaciones de personal del banco, en activo y jubilados, y excepcionalmente se adquirió un fondo por compra.

Desde su fundación y hasta la fecha este archivo es una instancia única de su tipo en el país, lo que le da un toque sui generis a BANAMEX. Lo dirige en el presente el licenciado José Miguel Aguillón Banda, con el apoyo de la licenciada Ana María Bravo y del señor Ramón Morales; como asesores externos están el licenciado Salustio Ramírez y el licencia" don José Antonio Bátiz, quienes participaron en esta tarea desde los orígenes del banco. Esta pequeña institución dentro de la institución depende actualmente de la Dirección Ejecutiva de Relaciones Institucionales.

Además de la documentación someramente citada, se ha enriquecido a través de los años con una amplia biblioteca de referencia, que cuenta con diccionarios y enciclopedias de prácticamente todas las disciplinas del saber humano, y con obras antiguas y recientes sobre arte e historia de México, y principalmente sobre banca, finanzas, economía y administración.

Se resguarda ahí la colección institucional de papel moneda7 -billetes desde tiempos de Agustín de Iturbide hasta el presente, incluyendo los emitidos directamente por BANAMEX entre 1885 y 1914-; otra de acciones de empresas mexicanas de diverso tipo: mineras, petroleras, de negocios comerciales y de instituciones de crédito, y una tercera, original, que comprende piezas de tipo museográfico ligadas al devenir del banco, como medallas, distintivos de solapa, anuncios, calendarios, etcétera.

Cuenta también con una amplia fototeca, la cual contiene muchos miles de fotografías y transparencias, algunas antiguas y de gran formato, aunque la mayoría son de los años sesenta a la fecha, así como videocasetes y algunas películas. En su inmensa mayoría son de aspectos relacionados con la vida institucional.

 

Documentación relevante

Por lo que respecta a la principal documentación histórica del Banco Nacional de México, se destaca que por la importancia de la institución en la historia económica y política del país, sobre todo en sus primeros 30 años en que simultáneamente desempeñó funciones como banco comercial y como banco de Estado, la información que contiene rebasa la historia institucional y es muy útil para estudios de historia de las finanzas nacionales e incluso internacionales, por las relaciones con la Secretaría de Hacienda y con su Comité de París.

Debe subrayarse que de la documentación citada los libros de Actas del Consejo de Administración resaltan por la importancia y por la cantidad de la información que contienen, sobre todo de los primeros años que registran con detalle incluso las polémicas entre sus integrantes. Era un consejo muy ejecutivo, compuesto por algunos de los más importantes accionistas, que se reunían cada semana; se iniciaba la sesión con el imprescindible pase de lista, para de inmediato revisar las principales cifras del balance y pasar al estudio de los asuntos que requerían su aprobación.

En estas actas del consejo se describen facetas fundamentales de la historia financiera del banco y del país, ya que además de que se trataban todas las actividades internas de la institución y se resolvía todo lo necesario como la apertura de sucursales, la contratación del personal y sus sueldos, la emisión de billetes y su distribución en el país, el cobro de algunos servicios y las tasas de interés, entre lo principal, se resolvía también lo concerniente a la concesión de créditos, entre ellos los otorgados al propio gobierno federal y a los estatales, el involucramiento en proyectos de inversión e infraestructura y lo relativo a las negociaciones de deuda pública, interna y externa.

Figuraron en ese consejo muchas personalidades como Antonio de Mier y Celis, Nicolás de Teresa, Félix Cuevas, el licenciado Pablo Macedo, Roberto Núñez, Sebastián Camacho y Ernesto Pugibet, por mencionar unos cuantos.

Complementan esta información semanal, los informes o memorias anuales publicadas por el Banco, que se presentaban -y aún se hace-a la Asamblea de Accionistas, y que resumen las actividades de todo el ejercicio. Otra documentación de gran interés la constituye la serie de más de 50 contratos en que BANAMEX participó, relativos a la deuda nacional, interna y externa, su obtención y su servicio. Material de interés lo es también un par de carpetas con recortes de prensa periódica de diferentes años, 1882-1897 y 1916-1921, sobre aspectos relacionados con la banca y las finanzas.

El Archivo también contiene rica información sobre las principales operaciones del banco, de su clientela potencial y real, de la creación de sus oficinas y sucursales, de sus balances y estados de resultados. Además alberga correspondencia diversa y documentación de los Almacenes Generales de Depósito, de dos bancos (el Agrícola e Hipotecario de México y el Hipotecario de Crédito Territorial) y de algunas empresas en las que BANAMEX tuvo participación durante el porfiriato y en las décadas siguientes: Algodonera del Nazas, Haciendas de Jasso y Denyi, Negociación Minera El Coloso, Negociación Minera Anáhuac y Reforma, Compañía Minera La Cruz, Negociación Agrícola de Xico, Mineral Guanacevi, Elías Delafont, Negociación Minera El Alacrán, Compañía Mercantil de Bienes Muebles e Inmuebles, Negociación Agrícola y Ganadera San Enrique, Crédito Llantero, La Cruz Azul, La Compañía Agrícola La Sauteña, y algunas más.

 

Publicaciones y difusión

El Archivo Histórico de BANAMEX ha publicado una serie de guías, catálogos y otros materiales que facilitan su consulta y que resultan de especial interés para los historiadores económicos. Entre ellos citamos la Guía del Archivo Histórico BANAMEX,8 publicada en el mismo año de su fundación, 1991; un Catálogo de los Documentos relativos al Banco Mercantil Mexicano9 y la citada historia institucional que abarca de 1884 a 1984. Se tienen pendientes de publicar: el catálogo sobre los documentos del otro banco que dio origen a BANAMEX, el Banco Nacional Mexicano, y un catálogo de buena parte de los documentos relacionados con los condes de San Mateo de Valparaíso.

Se preparó también un catálogo computarizado del material de la fototeca, que permite localizar temas o personajes que ahí figuran; existe el inventario general del archivo y muchos de los documentos, en especial los libros grandes de correspondencia y registro cuentan con sus propios índices alfabéticos, entre ellos los libros de Actas del Consejo de Administración.

Alguna de esta documentación cuenta con un original y práctico sistema -de época-que permite seguirle la pista a un asunto o tema en particular, con base en anotaciones caligráficas sobre el propio documento.

Se han realizado también monografías conmemorativas de importantes aniversarios de sucursales, las dos más recientes corresponden al 110 aniversario de las oficinas de Oaxaca y Monterrey.10

Parte importante de las tareas que se desempeñan en el Archivo Histórico están relacionadas con actividades como la presente, en que se pretende darlo a conocer y difundir su rico contenido y la utilidad que de él se deriva. Se participa también en proyectos internos de corte publicitario y de mercadotecnia con ideas, textos y materiales ilustrativos, así como en exposiciones propias y de terceros. Se realizan artículos de divulgación sobre aspectos de especial interés, tanto para publicaciones internas del banco, como para revistas y boletines generales y especializados, y se participa en asociaciones profesionales como la Asociación Mexicana de Historia Económica y el Comité Mexicano de Ciencias Históricas.

Asimismo el Archivo Histórico BANAMEX participó en la fundación de la Asociación Mexicana de Archivos y Bibliotecas Privados, constituida en abril de 1994 con el objeto de promover y difundir el invaluable acervo histórico de México que conservan los más de 25 miembros que actualmente la componen, y que contienen acervos de particulares o de instituciones no gubernamentales. Su objetivo principal es el de promover el apoyo mutuo entre sus miembros para lograr un eficiente manejo de sus respectivos fondos, su conservación, su difusión y su consulta, con lo que se incrementa la investigación y el estudio de la historia de México. En fecha reciente presentó el cuarto volumen de Un recorrido por archivos y bibliotecas privados11 que es parte de una serie de publicaciones muy interesantes, que muestran un mosaico de temas sobre documentos y libros de los agremiados.

Dentro de las actividades de difusión que también se realizan en el Archivo Histórico BANAMEX hay una que está ligada con su acervo bibliohemerográfico, y es la publicación mensual de un Boletín Bibliográfico, donde se pone a disposición de los ejecutivos del banco la reseña de libros o artículos de revistas de actualidad, para darles a conocer los tópicos novedosos sobre economía, banca, finanzas y administración, fundamentalmente.

La documentación del Archivo Histórico BANAMEX ha sido fuente principal para diversas investigaciones publicadas y para varias tesis de posgrado en universidades del país y del extranjero. A manera de recordatorio quiero citar algunas de las principales: las propias del doctor Carlos Marichal;12 las múltiples y muy conocidas de la doctora Leonor Ludlow; 13 los dos tomos de la Historia financiera del Banco, del doctor Luis Cerda;14 las de los doctores Thomas Passananti,15 Luis Anaya,16 Mónica Gómez,17 Noel Maurer,18 Emilio Zebadúa19 y Gustavo del Ángel,20 entre otras más. Y en otros campos que incluyen la historia regional se pueden citar las de la doctora Gladys Uzama,21 la doctora Frédérique Langue22 y la ya citada de la maestra Carmen Reyna.

Como es patente, la antigua documentación que se conserva en el Archivo Histórico del Banco Nacional de México contiene muy valiosa información que ha servido ya para muchas y variadas investigaciones, pero lo más relevante es que allí hay una gran cantidad de información histórica cuya lectura, análisis e interpretación seguramente contribuirán al mejor conocimiento y comprensión de la historia de México.

 

Bibliografía

110 años BANAMEX en Oaxaca, México, BANAMEX, 1998, 64 pp.

110 años BANAMEX en Monterrey, México, BANAMEX, 2000, 64 pp.

Anaya, Luis, "Colapso y reforma: la integración del sistema bancario y las finanzas públicas en el México revolucionario, 1913-1932", tesis de doctorado en Historia, México, COLMEX, 2000.

Angel, Gustavo A. del, "Paradoxes of Financial Development. The Construction of the Mexican Banking System, 1941-1982", tesis de doctorado, Stanford, Stanford University, 2002.

Banco Nacional de México, Su historia (1884-1984), México, BANAMEX, 1994, 130 pp.

Bátiz Vázquez, José Antonio, Historia del papel moneda en México, México, Fomento Cultural BANAMEX, 1984, 147 pp. (2a. ed., 1987).

----------, "El Archivo Histórico BANAMEX", Boletín de Fuentes para la Historia Económica, COLMEX, núm. 5, septiembre-diciembre de 1991, México, pp. 9-13.

----------, "Archivo Histórico BANAMEX" en Guía de archivos y bibliotecas privados, México, Asociación Mexicana de Archivos y Bibliotecas Privados, 1994, 112 pp., pp. 13-16 (2a. ed., 2000, pp. 24-29).

----------, "Informe del Archivo Histórico del Banco Nacional de México" en Balance y prospectiva de los archivos históricos de México, México, AGN, 1998, pp. 305-310.

Catálogo de los documentos relativos al Banco Mercantil Mexicano, México, BANAMEX, 1994, 150 pp.

Cerda, Luis, Historia financiera del Banco Nacional de México, México, Fomento Cultural BANAMEX, 1994, 2 vols.

"Creación del Archivo Histórico BANAMEX, Imagen, BANAMEX, vol. 6, núm. 12, diciembre de 1989, México.

Gómez, Mónica "Un sistema bancario con emisión de billetes por empresarios privados: el comportamiento del Banco Nacional de México en el proceso de creación de dinero, 1884-1910", tesis de doctorado en Historia, México, COLMEX, 2001.

Guía del Archivo Histórico BANAMEX, México, BANAMEX, 1991, 32 pp.

Langue, Frédérique, Los señores de Zacatecas. Una aristocracia minera del siglo XVIII novohispano, México, FCE, 1999.

Lizama, Gladys, "Los capitales zamoranos a principios del siglo XIX", Historia Mexicana, vol. XXXIX, núm. 4 (156), abril-junio de 1990, pp. 1029-1061.

Ludlow, Leonor, "El Banco Nacional Mexicano y el Banco Mercantil Mexicano: radiografía social de sus primeros accionistas, 1881-1882", Historia Mexicana, vol. XXXIX, núm. 4 (156), abril-junio de 1990, pp. 979-1027.

----------, "La formación del Banco Nacional de México, 1881-1884, aspectos institucionales y sociales" en Leonor Ludlow y Carlos Marichal (coords.), La banca en México, 1820-1920, México, Instituto Mora/COLMEX/El Colegio de Michoacán/UNAM, 1998, pp. 142-180.

---------- y Carlos Marichal, (eds.), Banca y poder en México 1800-1925, México, Grijalbo, 1986, 427 pp.

----------, La banca en México, 1820-1920, México, Instituto Mora/COLMEX/El Colegio de Michoacán/UNAM, 1998.

Marichal, Carlos y Gustavo del Angel, "Poder y crisis. Historiografía reciente del crédito y la banca en México, siglos XIX y XX", Historia Mexicana, vol. LII, núm. 3,2003, pp. 677-724.

Marichal, Carlos, "Foreign Loans, Banks and Capital Markets in Mexico, 18801910" en REINHARD LIEHR (ed.), La deuda pública en América Latina en perspectiva histórica, Madrid, Biblioteca Ibero-Americana, 1995.

Maurer, Noel, The Power and the Money: The Mexican Financial System, 1876-1932, Stanford, California, Stanford University, 2002.

Passananti, Thomas, "International and Domestic Conflict in Late Porfirian México: A History ofthe Mexican Monetary Reform of 1905", tesis de doctorado en Historia, Chicago, Universidad de Chicago, 2001.

Reyna, Carmen, Opulencia y desgracia de los marqueses de jaral de Berrio, México, INAH, 2002, 268 pp.

Un recorrido por archivos y bibliotecas privados, México, Asociación Mexicana de Archivos y Bibliotecas Privados, 2003, vol. IV, 284 pp.

Zebadúa, Emilio, Banqueros y revolucionarios: la soberanía financiera de México, 1914-1929, México, COLMEX/FCE, 1994.

 

Notas

1 Información complementaria sobre el Archivo Histórico BANAMEX se puede consultar en Bátiz, "Archivo", 1991, pp. 9-13; "Archivo", 1994, pp. 13-16; e "Informe", 1998, pp. 305-310.

2 Véase Ludlow, "Banco", 1990, pp. 979-1027, y "Formación", 1998, pp. 142-180.

3 Reyna, Opulencia, 2002.

4 Banco, Historia, 1994.

5 "Creación", 1989, p. 4.

6 En la esquina de Isabel la Católica y Venustiano Carranza, núm. 60, mewnine, Centro Histórico de la Ciudad de México.

7 Bátiz, Historia, 1984.

8 Guía, 1991.

9 Catálogo, 1994.

10 110, 1998, Y 710, 2000.

11 Recorrido, 2003 (tanto en éste como en los tres volúmenes anteriores, publicados en 1996, 1997 Y 1999, se encuentran sendos artículos sobre documentación del Archivo Histórico BANAMEX).

12 Marichal, "Foreign", 1995. Su bibliografia es muy amplia, por lo que recomendamos el artículo "Poder", 2003, pp. 677-724 y véanse sus obras citadas en la nota 12.

13 Ludlow y Marichal, Banca, 1986, y Banca, 1998. Véanse los artículos citados en la nota 2.

14 Cerda, Historia, 1994.

15 Passananti, "Intemational", 2001.

16 Anaya, "Colapso", 2000.

17 Gómez, "Sistema", 2001.

18 Maurer, Power, 2002.

19 Zebadúa, Banqueros, 1994.

20 Ángel, "Paradoxes", 2002.

21 Lizama, "Capitales", 1990, pp. 1029-1061.

22 Langue, Señores, 1999.

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.


Copyright (c) 2015 América Latina en la Historia Económica